Esta noche será diferente, juguetes sexuales

Muchas parejas son reticentes en ocasiones a introducir algo nuevo en el momento de hacer el amor. Pero existen una serie de complementos que os pueden catapultar al éxtasis y hacer que vuestro momento sea especial y único.

Incluso si esta noche tienes una cita con una chica o un chico que has conocido en una página de contactos sexo, no te cortes y si se tercia acabar en la cama, haz el momento mucho más divertido con un juguete sexual, seguro que ella o él te lo agradecerá. Los contactos esporádicos con otras personas que, como tú, solo buscan sexo son el momento perfecto para este tipo de juguetes. En esas citas al final el objetivo que ambos persiguen es el mismo, pasar una buen rato de sexo y no todo es penetración o caricias, también podéis jugar con un buen vibrador o una esposas.

Los juguetes sexuales son los complementos perfectos para disfrutar de ellos en pareja y daros placer el uno al otro. Existen muchos juguetes desde los conocidos consoladores o vibradores, las bolas chinas, los anillos, esposas, plumeros y así un larguísimo etcétera. Solo tienes que asomarte a un sex shop virtual o físico y verás la enorme variedad que existe.

Juguete para él y para ella, placer a raudales

juguetes sexualesNos vamos a centrar en los juguetes que son usados precisamente para dar placer directo en la vagina o en el pene.

Entre los juguetes destinados para ellas todos conocemos los vibradores, pero actualmente existen vibradores de una variedad tan enorme que resulta difícil decidirse cual comprar. La recomendación para comenzar es un pequeño vibrador tipo bala sencillo con regulación de velocidad. Es lo mejor para que la mujer no se sienta violenta con un vibrador grande o aparatoso. Poco a poco se puede ir a otros más sofisticados que estimulan directamente el punto G y cuya punta es curvada a unos 45 grados precisamente para centrarse en ese punto tan oculto de la mujer. Estos presentan una variedad en la que tiene otro apéndice para estimular y acariciar a la vez el clítoris. Incluso los hay que van mucho más lejos que tienen un tercer apéndice para estimular el ano.

Para los hombres existen unos huevos de silicona en cuyo interior tratan de reproducir mediante rugosidades la vagina. Estos se utilizan para introducir el pene y moverlos tan como se realiza una masturbación, conviene lubricar le interior antes de usarlo.

Tanto unos como otros cuando los uses te darás cuenta de lo que te has perdido hasta ahora, en poco tiempo como te descuides puedes llegar al orgasmo. Son ideales además para que no sea uno mismo el que le imprima movimiento sino que sea tu pareja la que te de placer.

 

 

Leave a Comment